12 jul. 2012

Fantastic Delites reta a sus consumidores a cambio de productos gratis...

Ya lo decían los grandes expertos de la publicidad: “para captar la atención del cliente hay que hacer algo que se salga de lo normal“. La marca australiana Fantastic Delites ha tomado nota de ello y ha lanzado a las calles una nueva máquina expendedora que ha revolucionado en el sector pero, sobre todo, ha encantado a sus consumidores.
Se trata de una máquina de aperitivos que pone a prueba las habilidades a cambio de alguno de sus productos gratis. 




Esta ingeniosa campaña amaneció una mañana en mitad de unas de las calles más transitadas. Reta a los consumidores de hacer algo alegre delante de ella mientras se graba la acción.

A todos los ciudadanos les sorprendió la primera vez que la vieron e incluso tardaron un poco en acercarse a ella, pero ya hay más de un valiente que ha aceptado el desafío y ha bailado como un robot, ha saltado a la pata coja o ha pulsado el botón hasta 5000 veces seguidas. A cambio se les entregaba un producto de Fantstic Delites para promocionar la marca, lo que era el objetivo real de la iniciativa.

Tanto revuelo ha causado que en su vídeo de promoción se puede ver cómo la gente que andaba por la calle acababa acercándose a ver el espectáculo que otros están dispuestos a hacer por pasar un rato divertido y conseguir un aperitivo. Algunos, como los que observan, quizá no se atrevan a ponerse delante de la cámara y de los mil ojos que hay alrededor, pero es una forma más que tiene Fantastic Delites de darse a conocer y no sólo a los consumidores de sus alimentos, sino a todo el que quiera mirar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario